La llave


Una llave de regalo me llego este año dentro de una caja encintada,
una llave, dirán ustedes 
¡y ese tipo de regalos!
 
Que locura,
que regalo mas extraño, 
mientras mi sonrisa agradecía aquel regalo.
 
Mira que linda llave me has regalado le dije
no presumas mi regalo, 
que no es una simple llave, me contesto como retando.

-Esta llave no es cualquiera, 
abre puertas, las que quieras,
ten cuidado las que abras, 
hay algunas con sorpresas,
cuida mucho esta llave, 
no la uses por tonteras,
ni que pase por tu mente el botarla ni venderla,
si el deshacerte es lo que quieres, 
regalándola te desprende.


¿Es una llave maestra?, 
le pregunte intrigado,
si es que abre puertas y abre cualquiera,
es un poco obstinado el usarla donde quiera,
me imagino abriendo puertas, invadiendo sin reserva.

-Esta llave te repito abre puertas,
las que quieras,
hay algunas de madera, 
como hay otras que ni esperas,
cuida mucho mi regalo, 
porque hay puertas traicioneras,
ten conciencia lo que llevas, 
no comentes esta escena,
esta llave no es cualquiera.

Agradezco tu regalo, 
me doy cuenta lo que tienta,
una llave que abre puertas, 
mas encima las que quieras,
llevaré solo una, 
ahora mismo me desprenderé,
de esas llaves que poseo para puertas y cajones,
solo una en un llavero desde ahora cargaré.

Abriré puertas, 
pasaré por donde quiera,
que aventuras próximas tendré junto a mi llave,
ni imagino por donde mis pasos me llevasen,
abriendo puertas encontraré respuestas.
 
El conocerlo todo ¡oh como tienta!

-imagínate solamente entrarás por donde quieras,
mucho ojo eso si, 
que la llave no te mueva,
esta llave abre puertas, 
no te he dicho que las cierra,
desde ahora está llave tentará, 
sin capricho ella misma te dominar.

¿Qué me dices?, 
esta llave no las cierra,
qué importa si ya las abres, 
no imagino el dejarla,
esta llave al usarla no le veo peligro alguno,
tanta intriga y tanto que me recomiendas.
 ¿Por qué desprenderse de esta llave?
 
-Sin pensarlo cometiste un disparate,
si quieres respuesta empieza por usarla,
te repito,
abre lo que quieras,
otra cosa,
no lo olvides que la llave no es devuelta.
 
Si me desprendo es porque yo,
ya no la quiero.

 -Solo úsala y te darás cuenta.

Yo nunca pensaría en desprenderme de esta llave,
hay que estar loco para regalarla,
desde ahora seré otro,
me llamaré el abridor de puertas,
no habrá ninguna que no quiera abrir,
entraré por donde mis instintos quieran,
sin tapujo te repito hay que estar loco para no quererla.

..................

He abierto puertas con mi llave,
descubierto mil respuestas,
como tienta abrir un par de estas,
conociendo el que dirán y el que piensan,
hubo algunas que no quise abrir,
también otras, me arrepiento.
Claro está,
como hay puertas traicioneras para que seguir abriendo, 
si esta llave no las cierra.
 
Ahora que la tengo mi deseo es no tenerla,
me imagino que te tienta,
el llevarla y tenerla,
ten cuidado te lo digo, 
que esta llave no es cualquiera.
 
Le he comprado una caja y una cinta de color,
si te llega de regalo,
recuerda sólo que no tiene devolución,
que abre puertas las que quieras,
mucho ojo eso si, 
que esta llave es traicionera.
Al usarla ten en cuenta que abre puertas y no las cierra,
pensarás que estoy un poco loco porque yo ya no la quiero,
sólo úsala una vez y verás que no te miento, 
esta llave no es cualquiera.