Una copita demás


Una copita demás que quiero ahogar mis penas por tu partida,
tengo mi corazón roto y es que sufro al no tenerte. 
 
Una copita demás y que más me queda si tan solo el recuerdo,
tan solo el recuerdo de esos días, en donde vivíamos del amor.
Una copita demás y es que ya no soporto tu lejanía,
he quedado como un vagabundo a esperas de volver a verte. 
 
Tan solo tus labios cerezas recuerdo dulces carnosos,
tu pelo rizado y tus ojos mirada sutil, nunca habré de olvidarla.
Son esas noches con luna derramados entres sabanas buscándonos,
son esas mañanas donde el sol atestiguaba nuestras sombras. 
 
Quiero emborracharme por tu partida y no tengo consuelo,
soy hombre de ti mujer y mi corazón te pertenece.
Eres la luz y la ventana es la vida,
eres la rosa y el roció eres tú. 
 
Cuanto deseo otra copita demás si ya no aguanto así la vida,
cuando se quiere de veras no se puede olvidar.
A veces espero a que dobles por la esquina,
a veces también sonrió, cuanto gustabas del sonreír. 
 
Una copita demás y lloro por esos días en donde mi alegría eras tú,
dicen que el hombre no llora a menos que este conozca del amar.
Ahogo mis penas por ti  mujer y en cada lágrima se derrite mi vida,
moriré esperando poder verte, antes de decir el último adiós. 
 
En un bar muerto me cubro de alcohol y me emborracho,
cada copita es un instante para la espera y el final.
Cada sorbo son recuerdos pintados de tu perfume mi amada,
otra copita demás que ya no aguanto este desierto corazonado.
 
Si es como, que sin aire viviera y el respiro eres tú,
cada copita me hace más prisionero del amor y del recuerdo. 
Es que ya no queda ni una gota de la nada cuando tú no estas amor, 
me emborracho sin valentía y no puedo quitarme el vivir.
 
Amor, 
amada mía, 
espero por nuestro encuentro vaciando mis penas entre vasos,
ya en el día se me pasan las horas y se juntan entre meses y se forman entre años,
fué la vida y ya no queda nada de ella para mí, sin quererla espero mi partir,
y mi esperanza cerrar los ojos y el volver abrirlos solo para verte amor.